Ciudadanos suenan pailas y apagan luces como protesta por alza de tarifa eléctrica.

Ciudadanos de varias sectores de la capital comenzaron a sonar sus pailas y apagar las luces de sus residencias a eso de las 8:00 p.m. de este domingo, 8 de julio, en protesta por el aumento de la tarifa eléctrica para el segundo semestre de este 2018.

 

 

 

San Francisco, Pueblo Nuevo, Betania son algunos de los corregimientos donde se efectuó la medida. Más temprano, un grupo de ciudadanos se acercó a la sede de la Autoridad Nacional de los Servicios Públicos (ASEP) en vía España para protestar. Los clientes que consumen más de 301 kilovatios hora al mes verán en el segundo semestre un incremento en la facturación eléctrica de entre 5 dólares como mínimo y 35 dólares como máximo, dependiendo del rango de consumo.